Blogia
LOS DULCES VERANOS DEL JOVEN CONDE DE CEBALLOS

PRÍNCIPE DE VERGARA

Pregunto: ¿son los pájaros mi único estigma?, ¿son ellos mis secretos confesores? 

Soy el poeta de la vanidad y la belleza.

Quisiera haber sido Da Vinci para inventar la perfección de un rostro.

Pintaría, como el hábil maestro florentino,

los dorsos más sensuales, los rostros y labios más voluptuosos.

Buscaría desesperadamente, igual que Pitágoras,

la fórmula para explicar la belleza de una minúscula flor y del universo. 

Quiero ser Maestro para moldear a mi gusto

el tamaño de los ardientes miembros de mis amantes.

Quiero crear ejércitos de cuerpos hermosos

dedicados a mi sensual inclinación.

Todos bailarán en mi honor, todos ellos reclamarán su turno... 

Ja, ja, ja... 

...pero sólo soy un poeta,

ni siquiera puedo traer a la vida una imagen diáfana,

todo mi mundo pertenece a la ingrata zona imaginaria.

Estéril consuelo, patética devoción. 

Pregunto, ¿son los pájaros mi único estigma?,¿son ellos mis secretos confesores?  

Madrid, Febrero 25 de 2003 

(Del poemario Obscena lucidez de un inútil)  

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres